| 
  • If you are citizen of an European Union member nation, you may not use this service unless you are at least 16 years old.

  • Want to get organized in 2022? Let Dokkio put your cloud files (Drive, Dropbox, and Slack and Gmail attachments) and documents (Google Docs, Sheets, and Notion) in order. Try Dokkio (from the makers of PBworks) for free. Available on the web, Mac, and Windows.

View
 

Qué uso de las redes sociales para el marketing están haciendo las bibliotecas

Page history last edited by Nieves Gonzalez 11 years, 3 months ago

Algunos datos sobre el uso de los sitios y redes sociales para el marketing bibliotecario

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Uso específico los social media para marketing

 

  • Resultados de la encuesta realizada en EE.UU por Curtis R. Rogers (2009), director de Comunicación de la South Carolina State Library, sobre el tipo de herramientas, sitios y redes sociales que se están usando en las bibliotecas para las actividades de marketing, según los cuales el uso de las herramientas de la web social como marketing se dirige sobre todo a los siguientes fines:
    • Promoción de los servicios generales de la biblioteca (79 %).
    • Marketing específico para servicios y programas de adultos (57,3 %).
    • Dirigido a nuevos usuarios, nueva audiencia de usuarios potenciales (53,1 %).
    • Ofrecer actualizaciones rápidas a los usuarios de la biblioteca (53,1 %).

 

Entre las razones aportadas por los que no las están usando, destaca la falta de comprensión de la web 2.0, no solo de los bibliotecarios sino de la propia comunidad (ciudad, universidad, etc.).

 

De las herramientas que más se usan con fines de marketing, sobresalen los blogs (70,7 %), redes sociales (66,7 %) y el chat (50,7 %); mientras que las que menos se usan con estos fines son los foros y los mundos virtuales (4 %). A la pregunta de si las herramientas de la web social eran importantes para el marketing bibliotecario, los encuestados respondieron que sí, de forma abrumadora, un 90,4 %. Algunos comentarios de los encuestados insistían en que se trata de una herramienta más que hay que usar, de la misma manera que anteriormente se han usado otros medios, para llegar a un mayor número de usuarios, ser más visibles y tener un mayor impacto en la comunidad. Otro dato significativo es que estas herramientas se usan en combinación con los medios tradicionales.

 

 

 

 

 

                    

 

 

Actividad de reflexión

 

Lee atentamente el párrafo siguiente de Enrique Dans y cuéntanos qué ideas te han venido a la cabeza al leerlo.

Las primeras ideas, reflexiones....

 

En grupos de 4/5 debatid estos temas:

 

El grupo selecciona a alguien que los va a representar

Por espacio de 2 minutos expone el resultado del debate.

 

 

 

Enrique Dans (lo aplica a las empresas, nosotros a las bibliotecas)

¿Por qué las bibliotecas deben estar en las redes sociales? ¿dónde deben estar las bibliotecas? Donde están sus usuarios: a día de hoy, un porcentaje muy importante de tus usuarios actuales y futuros están pasando una parte importante de su tiempo dentro de la red social. Un número cada vez mayor de personas se dirigen ya habitualmente a Facebook para hacer búsquedas de información, de productos o servicios, esperando encontrar información útil, opiniones y una presencia activa en la red.

 

Muchas bibliotecas se han creado un perfil/página en Facebook, pero otras muchas simplemente no están. En muchos casos, al buscar una empresa o marca en Facebook o una biblioteca o Universidad, encontramos perfiles falsos, páginas no oficiales, o grupos de usuarios de diversos tipos. ¿Qué imagen da eso de una empresa/biblioteca? Simplemente, la de desatención, la de ignorancia, la de no querer utilizar un foro donde muchos de sus usuarios actuales y posibles pueden querer buscarlos en cualquier momento, para encontrarse una presencia falsa, en ocasiones perniciosa, que la marca/biblioteca no administra. ¿Qué pensarías de una biblioteca que cuando la buscas en Facebook solo encuentras perfiles y páginas falsas o grupos de usuarios protestando sin respuesta alguna? Seguramente, eso pueda llevar a que algunos usuarios activos en Facebook se lo piensen dos veces.

 

¿Qué debemos encontrar en la página de una biblioteca en Facebook?

Dado el mecanismo de interacción preferente en Facebook, el muro, se espera que dicha biblioteca mantenga en él una actividad razonable: el número de fans de una marca puede ser indicativo de la intensidad de su presencia en Facebook, pero también lo es la fecha de sus entradas en su muro. Si tienes pocos fans, intenta desarrollar más tu presencia y aportar más valor en tu página, o haz campañas para captar la atención

 

El muro de una biblioteca debe lógicamente estar abierto a que los usuarios escriban en él: lo contrario sería de una unidireccionalidad impensable en los tiempos que corren. Pero abrir el muro a terceros implica también supervisarlo: un muro lleno de spam, de tonterías o de insultos variados refleja una falta de atención y ofrece muy mala imagen. Peor que no estar en Facebook, sin duda, es estar en Facebook pero no ejercer un cierto control de tu presencia, o no hacer caso a quienes acuden a tu muro a preguntar algo.

 

El muro en el caso de las empresas/bibliotecas tiende a evolucionar como algo con características mixtas entre un servicio postventa, una asesoría de uso, un buzón de sugerencias y una hoja de reclamaciones. Tan posible es que aparezcan en el muro preguntas sobre el producto o servicio hechas por usuarios futuros antes de decidirse por una Universidad por ejemplo, como dudas de usuarios que ya la usan, como personas dando ideas o haciendo peticiones o quejas y problemas de todo tipo. En todos esos casos, debemos reconocer el uso como razonable siempre que estén expresadas en términos razonables, y tratar de proporcionar respuestas, incluyendo reconocer los errores cuando los haya. Algunas de esas respuestas podrán proporcionarse directamente en el muro, otras será más adecuado conducirlas al canal privado, a través de un mensaje a la persona. Pero en cualquier caso, una página en Facebook requiere atención: si la biblioteca la crea pero no la atiende, estará dando una mala imagen. La misma mala imagen que puede dar atenderla sin criterio, sin sentido común, con agresividad o con actitudes inadecuadas.

 

En Facebook, el que no está o el que simplemente “está por estar”, da mala imagen. Si vas a desarrollar tu presencia en Facebook, dota los medios adecuados, hazlo en condiciones, piensa qué tipo de información vas a poner ahí y de dónde va a salir, y prepárate para participar en la conversación, porque ésta surgirá con casi total seguridad.

 

Comments (0)

You don't have permission to comment on this page.